martes, 5 de enero de 2016

Reseña #1: La Reina Roja




La Reina Roja es la promesa de las promesas. Como reza una de las solapas del libro, es el libro juvenil más esperado del año. ¿Es su fama merecida? Para mí sí. La Reina Roja presenta una trama que tiene trazos de otras distopías conocidisimas como La Selección o Los Juegos del Hambre, pero dentro de estos parecidos, la obra que inicia la tetralogía de Victoria Aveyard es única en el género.

Como regla general de las obras del género Young Adult, nos encontramos con una protagonista femenina, a la que es imposible no comparar con Katniss Everdeen o la más actual Tris Prior. A pesar de no poder evitar encontrar similitudes, nuestra protagonista, Mare Barrow, dista mucho de estas dos. La conocida como niña relámpago puede parecer una mera mezcla de varias protagonistas, pero a lo largo del libro, y sobre todo al final de este, descubrimos que dentro del género, Mare y La Reina Roja es única en su especie.

Con una trama muy rápida, muy bien escrito y unos giros argumentales dignos de la propia Cassandra Clare, Victoria Aveyard crea un mundo en el que no nos gustaría vivir, conformando un sólido debut con el inicio de la tetralogía, que como de costumbre, parece que será llevado a la pantalla grande.

Muchos encuentran similitudes con La Selección, por el tema de elegir a la futura reina de un grupo de jóvenes; también con la ya hiperconocida Los Juegos del Hambre, por el tema de la rebelión y de que Mare en este caso, es la sinsajo de Norta. A pesar de que básicamente parece la misma premisa, no puedo dejar de destacar la originalidad a pesar de la polémica y lo único que resulta al terminar el libro.







Desde que leí la  sinopsis del libro supe que me encontraba ante un libro que tarde o temprano explotaría. Tenía una trama más que atractiva que te incitaba a leer, y es que desde las primeras páginas de La Reina Roja, el mundo de Norta te atrapa por completo. Si es verdad que los primeros capítulos son un poco introductorios, el momento en el que Mare entra en el mundo de los plateados, la trama no hace más que mejorar hasta llegar a aquel final. Pero hasta entonces, empezemos por el principio.

Mare no me cayó ni bien ni mal desde el principio. No puedo explicar porque, pero creo que vi un poco de Katniss en ella. Nada más lejos. Mare es un personaje totalmente distinto, y de ahí radica su atractivo (o no). Es la 'oveja negra' de la familia. Se gana la vida robando, pero por suerte (o por desgracia) se encuentra con Cal, aunque no sabe que es el príncipe heredero. Desde aquel encuentro, la vida de Mare no hará más que cambiar constantemente.

Convertida en sirviente en uno de los palacios de los reyes, Mare descubrirá que a pesar de ser Roja, es poseedora de poderes sobrenaturales, cosa que solo caracterizan a aquellos con sangre plateada. Los reyes la usarán entonces para acabar con un grupo rebelde que trata de arrebatar el poder a los Plateados para que los Rojos vivan en igualdad, la Guardia Escarlata. Pero Mare tiene otros planes: actúa con la Guardia Escarlata para acabar con los Plateados. En sí el libro se sucede sin muchos giros argumentales, pero los pocos que hay te dejaran sin habla. Desde el descubrimiento de la existencia de más Rojos con poderes hasta el momento de la traición de Maven que te deja totalmente atontado. 
El final es lo más destacable del libro (sin contar con la escena en la que Mare cae en la cúpula y sus poderes se desatan). El momento en el que Mare y Cal van a enfrentarse a su muerte por 'traición' y por haber matado al rey, es alucinante. Nunca había tenido el corazón en el pecho de esa manera. Se me salía literalmente el corazón por la boca.





Los personajes secundarios arrebatan en muchas ocasiones el protagonismo a los principales. Elara, Evangeline o Farley consiguen que sus escenas sean únicas. Los giros argumentales son posiblemente la mejor parte del libro y lo que hace que la puntuación de este libro vaya a ser tan alta. Consigue que no puedas esperar más para tener la secuela en las manos.




En ocasiones cae en clichés muy machacados. También en algunas situaciones se parece demasiado a otros libros del género, aunque consigue solventarlo con la originalidad en sí de la autora a lo largo de la trama.
Algunos personajes como Kilorn o incluso Maven no logran ahondar en ti y se quedan en meros espectadores, aunque el final consigue aportar a Maven un interés que el primero no consigue en ninguna ocasión. A veces te pierdes al nombrar las Casas y sus poderes.





CINCO ESTRELLAS SOBRE CINCO



Entradas relacionadas

0 comentarios:

Publicar un comentario